Una nueva forma de turismo, que se abre para aquellos que disfrutan la tranquilidad.

Hay muchas cosas que cambian con el tiempo. Cuando antes nos parecían de poco valor, hoy y después de la evolución natural de las cosas, nuestra perspectiva cambia y podemos ver todo de otra manera.

Este es, sin duda, el caso de San Miguel del Monte, una ciudad "Slow" por defecto, donde el tiempo parece correr más lento y la gente se adapta a ese ritmo sin darse cuenta.

El Tiempo

Ingresar